MENÚ PRINCIPAL
  Salud
  Asesorías sociales
  Estilos de vida
 
 OTROS
  Presentación
  Contacto
  Inicio
 
 
 
 INFORMACIÓN  |  DIRECCIONES DE INTERÉS 
  
      4-Neuralgia cervicobraquial     
Anterior Siguiente
   
    1-Tipos         3-Síndrome cervicocefálico
    2-Cervicalgia posterior aislada     4-Neuralgia cervicobraquial
         

Entendemos por neuralgia cervicobraquial el cuadro clínico caracterizado por dolor, que se extiende desde la región a lo largo de la extremidad superior, con las características del dolor radicular.

Etiopatogenia

Está generado por una compresión de la raíz nerviosa a nivel de la columna cervical. El origen de la compresión puede ser de naturaleza infecciosa, tumoral, traumática o artrósica.

En la práctica, el grupo más numeroso se produce por un conflicto de espacio en el agujero de conjunción por proliferaciones osteofíticas o desplazamiento de material discal, que en último término son consecuencia de la degeneración del disco. Probablemente el responsable del conflicto radicular, en la neuralgia cervicobraquial de las personas jóvenes, sea la hernia discal.

En edades medias de la vida la causa inicial del proceso es la cervicoartrosis.

La degeneración del disco se acompaña de una reacción osteofítica y de una prominencia del material discal que, al ocupar espacio en el agujero de conjunción, puede comprimir la raíz nerviosa.

Hay evidencia de que la protrusión discoosteofítica provoca un edema inflamatorio en el tejido conjuntivo perirradicular. Este edema es reversible y, por tanto, también lo es el cuadro que produce.

Clínica

En la neuralgia cervicobraquial el dolor se localiza en la región cervical, en el hombro, a lo largo de la extremidad superior en forma de banda que se corresponde con alguno de los dermatomas del plexo braquial.

Las parestesias acompañan casi siempre al dolor, se aprecian en la parte distal del dermatoma correspondiente y son indicación del origen neurológico del dolor.

Cuando existe afección cervical se puede observar una actitud antiálgica con contractura de los músculos laterocervicales, limitación de la movilidad cervical y dolor a la presión sobre las apófisis espinosas cervicales o sobre los músculos paravertebrales.

El dolor braquial de origen radicular suele empeorar con los movimientos del cuello y en la cama. Mejora con ciertas posturas concretas que conoce cada paciente.

La duración del dolor es muy variable. Rara vez es menor de dos semanas, en general persiste más de un mes y a veces las molestias continúan durante varios meses o más de un año. El promedio de una neuralgia cervicobraquial es de tres meses..

Tratamiento

En la mayoría de los casos la neuralgia cervicobraquial es un proceso autolimitado. El reposo es fundamental.

En las fases de mayor intensidad puede ser útil la aplicación de un collarín blando; los collarines rígidos fuerzan la posición de la cabeza, en ocasiones, de forma inadecuada. En cualquier caso, el collar no debe mantenerse más de tres semanas.

Durante la fase aguda pueden utilizarse antiinflamatorios y glucocorticoides a dosis bajas (15 mg de prednisona).

Cuando el dolor empieza a ceder, deben iniciarse ejercicios isotónicos e isométricos de la columna cervical, al principio con suavidad y cada vez con mayor intensidad si no provocan dolor. Está contraindicada la manipulación cervical.

El tratamiento quirúrgico sólo se plantea en los casos en que el dolor se mantiene con gran intensidad durante varios meses o cuando hay progresión del déficit neurológico.

 

NOTA: Los contenidos de salud incorporados en webdelamujer.com están destinados a ofrecer una formación sobre estos temas a la población, y en ningún caso a sustituir la atención directa del médico. Esta información no debe por tanto utilizarse por parte del usuario para establecer un diagnóstico o automedicarse, debiendo consultar cada caso particular con su médico de cabecera.

2014© Prodrug Multimedia Todos los derechos reservados